¿Es usted una de esas parejas que esperan entrar en el camino de la paternidad y tienen inquietudes relacionadas con la fertilidad y la dieta? En caso afirmativo, estamos aquí para ayudarlo a detallar cómo se conectan la fertilidad y la dieta.



Aunque es subjetivo, el embarazo siempre ha estado relacionado con una dieta saludable. Sin embargo, poco sabemos todos es el hecho de que la fertilidad también depende de los alimentos que comemos. Ciertos alimentos nutritivos, cuando se agregan a la dieta regular, pueden actuar como un refuerzo para mejorar la salud reproductiva de las mujeres y los hombres.

Al mismo tiempo, evitar ciertos alimentos ayuda a mejorar la fertilidad. Sin embargo, debe tenerse en cuenta que los cambios en la dieta pueden no ayudar en algunos casos y causar infertilidad tanto en mujeres como en hombres.





Fertilidad y dieta: ¿cómo están conectadas?

Estudios anteriores realizados por Harvard T.H. Chan School of Public Health y Harvard Medical School sugieren que el consumo de ácido fólico, vitamina B12, ácidos grasos omega-3, dietas saludables como la dieta mediterránea tienen un impacto positivo en la fertilidad, mientras que el consumo de grasas trans y otros alimentos como carnes procesadas, papas , dulces, bebidas azucaradas afectaron negativamente la fertilidad en el caso de las mujeres que intentaban concebir de forma natural.



Hablando de hombres, las dietas saludables mejoran la calidad de su esperma mientras que ocurre lo contrario con la ingesta de dietas altas en grasas saturadas o grasas trans.

La Dra. Aswati Nair, consultora de fertilidad, Nova IVF Fertility, Nueva Delhi, dice: Si tiene problemas de infertilidad, los expertos sugieren que comer como si ya estuviera embarazada puede ayudar a preparar su cuerpo para la concepción.

Fertilidad y dieta: conozca la dieta adecuada

En el caso de una pareja que se somete a tecnologías reproductivas, los suplementos de ácido fólico o una dieta rica en isoflavonas pueden ayudar a las mujeres a concebir, mientras que los antioxidantes pueden ayudar a la fertilidad de los hombres.

Otra observación a tener en cuenta es que las mujeres con una mayor ingesta de comida rápida y poca ingesta de frutas tuvieron que esperar un período un poco más largo para concebir en comparación con aquellas con una ingesta de alimentos saludables. Se dice que el consumo de bebidas carbonatadas, bebidas duras, gaseosas e incluso bebidas energéticas perjudica la fertilidad tanto de hombres como de mujeres. Sin embargo, la ingesta de refrescos dietéticos y jugos de frutas no afecta la fertilidad.

Una cosa más notable para una mejor fertilidad es evitar los alimentos envasados ​​y procesados ​​que tienen conservantes.

La fertilidad de los hombres puede verse afectada negativamente con el extracto de semilla de papaya, ya que puede reducir el conteo de espermatozoides, lo que afecta la movilidad de los espermatozoides. Del mismo modo, también se debe evitar la ingesta de piña porque contiene un agente antiinflamatorio y anticoagulante que no es bueno para el sistema inmunológico.

Algunos otros alimentos que se pueden incluir en la dieta para aumentar la fertilidad son las frutas cítricas, las semillas de girasol, los tomates cocidos, los frijoles, las lentejas, los espárragos, las ostras, las nueces y la canela.

Espero que este artículo te haya aclarado cómo se conectan la fertilidad y la dieta. ¡Manténganse al tanto!